domingo, 8 de septiembre de 2013

El mejor comercial de todos los tiempos: 1984 de Apple

En 1984, Apple lanzó su computadora Macintosh, en un abierto reto a IBM por la supremacía del mercado de las computadoras personales; para anunciar el lanzamiento, Apple creó el que para muchos publicistas es el mejor comercial de todos los tiempos: el mítico anuncio 1984 de Apple.




En ese momento, IBM, que ya era el gigante de las super-computadoras, también se hizo del 99% del mercado de las computadoras personales; se valían del hecho de que nadie encargado de compras quería arriesgarse a comprar computadoras de una marca desconocida. La IBM era la compra correcta. La frase era: "Jamás han despedido a nadie por comprar IBM".

Emleados melindrosos comprando una IBM en un anuncio de Apple. 

Apple decidió desafiar eso, y lanzar su propia computadora personal, la Macintosh; y anunciarlo con un espectacular comercial; la agencia de Publicidad californiana Chiat/Day desarrolló el concepto; por haber dirigido hacía poco la exitosa Blade Runner, el director escogido para hacer el comercial fue Rydley Scott. En su momento, fue el anuncio más caro jamás realizado, costando más de $900,000 dólares.  Cuando terminaron la filmación y le enseñaron el anuncio a Steve Jobs y a Steve Wozniak, ambos quedaron encantados  con el comercial; pero para su sorpresa, cuando se lo mostraron a su vez a la junta directiva de Apple, ésta no mostró gran entusiasmo por él; de hecho, odiaron el comercial. Pero Jobs y Wozniak cointinuaron adelante con el proyecto.

La filmación del mítico 1984 de Apple 

El anuncio se proyectó una sola vez, durante el tercer tiempo del Super Bowl XVIII, en 1984; y presentaba a una tiránica IBM, al cual no fue difícil identificar como The Big Brother, al tiempo que mostraba a Apple como la retadora dispuesta no sólo a desafiarlo, sino a destruírlo.




Desde entonces, el anuncio 1984 se convirtió en leyenda en la historia de los medios de comunicación y de la publicidad. El hecho de que sólo se proyecto una sola vez en la historia, no hizo sino aumentar su mito. La revista Advertising Age lo nombró en los 80 el comercial de la década; el TV Guide de USA lo nombró el número 1 en su lista de los mejores 50 comerciales de todos los tiempos.
En 2004, veinte años después, Steve Jobs mostró una versión actualizada y remasterizada del anuncio con la heroína del comercial portando un ipod.



El éxito del anuncio 1984 vino aparejado con el del producto que anunciaba, la Macintosh; y es que el peligro de hacer un anuncio tan dramático y grandilocuente es que si el producto que anuncia no llena las espectativas, cause desencanto y hasta desprecio (como le pasó al Edsel); pero en efecto la Macintosh resultó ser la gran revolución de las computadoras personales, siendo la primera que incluía un sistema operativo gráfico con ventanas, y con ratón, volviendo obsoletas todas las PCs compatibles con IBM. 

Un anuncio modelo: espectacular, eficiente, memorable... y hasta verdadero.



Si te gustó esta entrada, tal vez te interese también leer:
Steve Jobs, el visionario
7 razones para que 1984 de Orwell esté de moda otra vez, ó
El peor desastre en la historia del Márketing

Publicar un comentario