miércoles, 18 de septiembre de 2013

El arte de pedir





¿Cómo hacemos que la gente pague por música? Es la gran pregunta que los medios de comunicación profesionales se hacen. Los estudios buscan, establecen, y perfeccionan una y otra vez sistemas para terminar con la piratería... y una y otra vez, son burlados. El argumento es: si la gente piratea, no paga, y sin pago, la industria musical, cinematográfica y mundial se viene abajo. Pero esto es fundamentalmente falso, y una de las varias soluciones están en el crowd funding, el financiamiento colectivo; el cual  consiste, básicamente, en pasar el sombrero como lo explica en esta brillante charla la compositora y cantante Amanda Palmer.





Como lo demuestran los artistas callejeros, este método ya existía, pero el internet y twitter permiten hacerlo a gran escala. Y es que el pasado como artista callejera de Amanda le dió el talento necesario que no tuvo Metallica para saber pedir. No exigir ni obligar; simplemente pedir. Sencillamente se trata, como en la calle, de compartir primero tu música y luego pedir. La idea es que no hay que hallar cómo hacer que la gente pague, sino hallar cómo dejarlos que paguen.
Publicar un comentario