miércoles, 25 de abril de 2012

Buenas y malas noticias...

Uno de los fragmentos preferidos de una de mis películas preferidas, "Luna Amarga":



"Ella - Después de tu accidente, hay una noticia buena y una mala.
Él - OK...
-Primero: has quedado inválido de la cintura hacia abajo.
-¿Y la buena?
-Ésa era la buena; la mala es que el resto de tu vida te voy a cuidar yo..."
Mimi (Emmanuelle Seigner) en Luna Amarga de Roman Polanski.



Para contrarrestar la hiperglucemia producida por la sobreexposición al Titanic, vea Luna Amarga, fascinante película con otro desastre marino, pero en la que no se hunde el barco. Si no la ha visto, véala... usted sabe si se atreve a verla con su pareja (por supuesto, sin ser pornográfica, no es familiar, así que encargue a los niños o mándelos a hacer algo útil).

Y Mimí cumplió con su palabra...

Publicar un comentario