martes, 10 de mayo de 2011

10 estrategias de manipulación mediáticas 3a parte

La última de las entregas de las 10 estrategias de manipulación mediáticas del pensador y Filósofo Noam Chomsky.
Las anteriores entregas están acá: primera parte y segunda parte


7. Mantener al público en la ignorancia y la mediocridad


Hacer que el público sea incapaz de comprender las tecnologías y los métodos utilizados para su control y su esclavitud. “La calidad de la educación dada a las clases sociales inferiores debe ser la más pobre y mediocre posible, de forma que la distancia de la ignorancia que planea entre las clases inferiores y las clases sociales superiores sea y permanezca imposibles de alcanzar para las clases inferiores (ver ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

El hecho de que pseudociencias como el creacionismo y la homeopatía avancen en el mundo, cuando parecía algo ya superado hace 100 años, nos deja ver hasta qué grado la educación de la gente ha sido depauperada.
Como diseñador, he estado en varias editoriales dedicadas a los libros de texto; me ha tocado ver cómo éstos son constantemente adelgazados. Y cada ciclo escolar veo que temas, capítulos, y aún materias enteras, como lógica (aprender a razonar) o filosofía (aprender a pensar) son eliminadas por completo de los planes de estudio.
Conocimiento es poder. La ignorancia es dependencia. Es mucho más fácil dominar a un ignorante; tiene su lógica (claro, para quienes pudieron estudiarla).


8. Estimular al público a ser complaciente con la mediocridad

Promover al público a creer que es moda el hecho de ser estúpido, vulgar e inculto…

Este punto es uno de los más ampliamente empleados por los medios masivos de comunciación. En los programas más populares de TV vemos cómo los niños, jóvenes y adultos estudiosos son agredidos, despreciados y llamados con apelativos despectivos, como nerd; paradójicamente (aunque son estudiosos), se les pinta como estúpidos, torpes, perdedores, impopulares, dignos de desprecio y si acaso de lástima; se enseña que es "normal" y "divertido" que todos los demás abusen de ellos y los aíslen.


Y también existen programas que alientan la simple estupidez, como fin; mostrándola como divertida y "popular".


9. Reforzar la autoculpabilidad 

Hacer creer al individuo que es solamente él el culpable por su propia desgracia, por causa de la insuficiencia de su inteligencia, de sus capacidades, o de sus esfuerzos. Así, en lugar de rebelarse contra el sistema económico, el individuo se autodesvalida y se culpa, lo que genera un estado depresivo, uno de cuyos efectos es la inhibición de su acción. Y, sin acción, no hay revolución!
Una de las estrategias de manipulación mediática más poderosas; aunque también, algo antigüa: Se le hace creer a la gente que si nace esclavo, siervo, súbdito, obrero, o pobre es porque así lo quiso Dios, y por lo tanto, no hay nada que hacer; o más aún, que revelarse es pecado; pues su posición en la vida es un plan divino ("Así lo quiso Dios"; o "Dios sabe lo que hace").
Cuando el poder e influencia de la Iglesia en la mente de la gente disminuyó, se hizo necesario darle un giro a esta estrategia, e inculcar la creencia de que es uno mismo el culpable de la miseria del país, no el gobierno.
Somos una especie que funciona y avanza en sociedad, no individualmente; como las abejas o las ballenas. Y seguimos a un líder. Si el líder es ineficiente, el grupo padece o incluso muere. Si el líder es eficiente, el grupo se beneficia. Pensemos en una orquesta compuesta por los mejores músicos del mundo: el mejor chelista, el mejor violinista, etc. Pero la dirige el peor director. No tocará muy bien. Sin embargo, una orquesta de músicos mediocres, dirigida por el mejor director, seguramente tocará mucho mejor que la primera.
Es más temible un ejército de corderos dirigidos por un león, que un ejército de leones dirigidos por un cordero.
Claro que si el cordero es listo, convencerá a los leones que la derrota fué culpa de ellos.


10. Conocer a los individuos mejor de lo que ellos mismos se conocen

En el transcurso de los últimos 50 años, los avances acelerados de la ciencia han generado una creciente brecha entre los conocimientos del público y aquellos poseídos y utilizados por las elites dominantes. Gracias a la biología, la neurobiología y la psicología aplicada, el “sistema” ha disfrutado de un conocimiento avanzado del ser humano, tanto de forma física como psicológicamente. El sistema ha conseguido conocer mejor al individuo común de lo que él se conoce a sí mismo. Esto significa que, en la mayoría de los casos, el sistema ejerce un control mayor y un gran poder sobre los individuos, mayor que el de los individuos sobre sí mismos.

Se privilegian cada vez más las compras y movimientos financieros electrónicos en detrimento del anónimo efectivo,  de tal modo que quede registro de cada movimiento que hagamos. Y por supuesto, mientras más tecnologizada sea tu vida, más dependiente y observable eres.
Aplican lo que dice Sun Tzu en El Arte de la Guerra: Conoce a tu enemigo y conócete a ti mismo; en cien batallas, nunca saldrás derrotado.

Por Noam Chomsky
Comentado por Aguz22
Publicar un comentario